Lunes, 28 de julio de 2014
Neoplasia digestiva

Autor: Sánchez Alvarez,C.

La desnutrición es una característica frecuente en los pacientes con neoplasia digestiva. Cuando estos pacientes se encuentran en situación crítica, como en el postoperatorio de la resección tumoral o tras la cirugía motivada por la presencia de complicaciones, el estado nutricional se deteriora aún más. La intervención nutricional debe formar parte del proceso terapéutico, iniciándose en la fase preoperatoria en los pacientes desnutridos. La nutrición enteral es la vía de elección para el aporte de nutrientes, aunque para ello es necesario considerar la inserción de sondas enterales durante el acto quirúrgico en muchas ocasiones. La nutrición enteral es una técnica segura en estos pacientes e incluso puede conllevar ventajas sobre el curso evolutivo de los mismos en comparación con la nutrición parenteral. El empleo de dietas enriquecidas en fármaconutrientes aporta efectos beneficiosos (disminución de complicaciones infecciosas y de estancia hospitalaria) a los pacientes, si bien no se puede constatar un efecto favorable sobre la mortalidad.

Autor: Cid Conde,L.

Objetivo: Analizar la prevalencia y el grado de desnutrición de los pacientes con neoplasia digestiva resecable que van a ser sometidos a intervención quirúrgica. Material y método: Estudio transversal, observacional y descriptivo de noviembre de 2005 a marzo de 2006 basado en la valoración nutricional de todos los pacientes mayores de edad con neoplasia digestiva resecable programados para intervención quirúrgica en el Servicio de Cirugía General y Digestiva del Complexo Hospitalario de Ourense. Se incluyeron 80 pacientes, 41 hombres y 39 mujeres de edades comprendidas entre los 27 y los 92 años. Resultados: La distribución por diagnósticos fue la siguiente: neoplasia de colon 27 pacientes, neoplasia de recto 24, neoplasia gástrica 23 y neoplasia pancreática 6. El 53% de los pacientes valorados había perdido más de un 5% de su peso habitual en los 3 meses previos. Las cifras de albúmina plasmática eran inferiores a 3,5 mg/dl en el 49% de los casos. La Valoración Global Subjetiva Generada por el Paciente muestra una prevalencia de desnutrición del 50% (29% desnutrición moderada o riesgo de desnutrición y 21% desnutrición severa). La desnutrición se relacionó con la edad, siendo más frecuente al aumentar ésta (p < 0,05) y con el tipo de neoplasia digestiva (mayor prevalencia en pacientes con neoplasia gástrica). Conclusiones: La prevalencia de desnutrición en pacientes con neoplasia digestiva resecable es elevada. Existe similitud entre los datos relativos al porcentaje de pérdida de peso, cifras de albúmina plasmática y valoración nutricional obtenida al aplicar la Valoración Global Subjetiva Generada por el Paciente. Sería deseable que se realizasen más estudios de prevalencia de desnutrición en pacientes oncológicos en nuestro medio.