Jueves, 21 de agosto de 2014
obstrucción intestinal

Autor: SAITUA D,FRANCISCO

La peritonitis meconial (PM) es una reacción inflamatoria de origen químico, estéril, del peritoneo visceral y parietal, asas intestinales y mesenterios, producida por una perforación intestinal prenatal. La PM se clasifica en: ascitis meconial, PM simple, fibroadhesiva y quiste gigante. La evolución natural sigue distintos cursos. El objetivo de este trabajo es describir el espectro de presentación clínica en una serie de pacientes con Peritonitis meconial y su tratamiento. Pacientes y Método: Estudio retrospectivo de pacientes con PM, manejados entre los años 2000 y 2009. Resultados: Muestra de 5 pacientes, 1 con PM tipo quistes gigantes, 2 con PM simple y 2 con el tipo fibroadhesivo. Cuatro requirieron cirugía. Todos requirieron prokinéticos y fueron alimentados precozmente. La evolución inmediata y alejada fue satisfactoria en 4 (80%). Un paciente fallece en el período neonatal. Conclusión: La PM es una patología grave del período neonatal cuya morbimortalidad asociada puede ser atenuada mediante una adecuada sospecha diagnóstica y un manejo expectante en el período neonatal, para definir la mejor alternativa terapéutica, que va desde la evolución espontanea a la mejoría hasta exploración quirúrgica abdominal con resección intestinal y ostomía o anastomosis primaria.

2. Título: Íleo biliar
Autor: Pérez-Baltodano,Allan

El íleo biliar es una entidad clínica difícil de diagnosticar que se produce como resultado de una comunicación anormal entre la vía biliar y el tubo digestivo, con la consiguiente evacuación del cálculo e impactación del mismo distalmente hasta que se presenta como un cuadro de obstrucción intestinal. Reportamos el caso de un paciente de 47 años de edad, sin antecedentes médicos ni quirúrgicos de importancia, que ingresó al servicio de emergencias quirúrgicas con un abdomen agudo, caracterizado por dolor en epigastrio e hipocondrio derecho de cinco días de evolución, fiebre y vómitos. El ultrasonido de abdomen reveló una colecistitis aguda. La radiografía simple de abdomen mostró niveles hidroaéreos y una asa fija en el hipocondrio derecho. La laparotomía exploratoria reveló una fístula colecistogástrica asociada a obstrucción intestinal secundaria a un lito biliar enclavado en el íleon terminal. Se le practicó una colecistectomía, enterolitotomía, enterorrafia y reparación de la fístula en un solo tiempo quirúgico. Se realiza una revisión biliográfica de este tema de difícil diagnóstico, con el fin de exponer la controversia que aún existe sobre el manejo quirúrgico del íleo biliar y establecer los diversos criterios de resolución quirúrgica, tanto en uno como en 2 tiempos quirúrgicos.

Autor: Castaño Llano,Rodrigo

Antecedentes: El uso de los stents metálicos autoexpandibles en la obstrucción colorrectal puede darse en tres escenarios; con carácter paliativo, como un puente para facilitar una futura única y definitiva intervención y finalmente en la patología benigna. En esta serie prospectiva-descriptiva evaluamos los resultados del uso de los stents colorrectales en estas tres situaciones. Materiales y métodos: La colocación de 22 stents en 20 pacientes (11 hombres-55%) fue analizada en forma prospectiva entre junio de 2003 y septiembre de 2007. El promedio de edad fue de 71 años (46 a 91 años) El procedimiento se realiza con una preparación con enemas rectales y bajo sedación con midazolam más meperidina. La obstrucción era maligna en 16 pacientes y benigna en 4. Las patologías benignas incluían: estenosis isquémica (1), por radiación (1) y anastomótica (2). Todos los pacientes cursaban con manifestaciones de obstrucción intestinal baja. Resultados: Las prótesis se usaron con carácter paliativo (8 pacientes), preoperatorio (8 pacientes) y obstrucción benigna (3 pacientes) Tres pacientes requirieron de a dos stents por migración y en otro la ubicación proximal (colon descendente) no permitió que se llegara con el stent. Ocurrieron dos obstrucciones (10%) dos perforaciones (10%) y cuatro migraciones (20%). En las obstrucciones más proximales (4 pacientes) se utilizaron prótesis a través del endoscopio y en las más distales se utilizaron prótesis peranales producidas localmente. El éxito clínico fue del 90% con una falla para liberar un stent en el descendente y una perforación en una paciente que no aceptó la cirugía y falleció. Los pacientes tratados con intención paliativa tuvieron una sobrevida promedio de 8 meses y no requirieron colostomía y en los de uso preoperatorio en promedio se operaron a las tres semanas. Los pacientes con estenosis benigna fueron tratados todos exitosamente evitando una colostomía definitiva. Conclusiones: El uso de los stents colorrectales como paliación o como terapia puente prequirúrgica se asocia con una baja morbilidad, permitiendo la preparación del colon y evitando una colostomía temporal o definitiva. La permeabilidad a largo plazo permite que se eviten cirugías en pacientes con enfermedad metastásica (paliativo) y su aplicación en la patología benigna estenosante del colon y el recto es igualmente alentador. Sin embargo, se necesitan estudios prospectivos que aclaren cuál es el verdadero papel de los stents en la patología obstructiva colorrectal benigna y maligna.

Autor: DONOSO C,CAROLINA

El síndrome de Peutz-Jeghers (SPJ) es una enfermedad genética poco frecuente, caracterizada por la presencia de pólipos hamartomatosos intestinales y pigmentaciones mucocutáneas características¹. Con frecuencia es causal de intususcepción, obstrucción intestinal y/o hemorragias digestivas. Se describe el caso clínico de una paciente de 8 años que tenía el diagnóstico de poliposis familiar de Peutz Jeghers y que presentó obstrucción intestinal. En la laparotomía exploradora se constató que la obstrucción intestinal era secundaria a una masa de grandes pólipos sésiles, que obstruían el lumen intestinal en yeyuno y colon. El tratamiento quirúrgico consistió en doble resección intestinal y anastomosis termino-terminal. Este procedimiento quirúrgico constituyó una solución al cuadro agudo de obstrucción intestinal de la paciente, siendo de vital importancia para mantener su sobrevida.

Autor: Barrera Lozano,Luis Manuel

OBJETIVOS: Establecer las características clínicas, evolución y manejo de los pacientes con diagnóstico definitivo de divertículo de Meckel manejados entre 1991 y 2003 por la sección de Cirugía General del Hospital Universitario de la Fundación Santa Fe de Bogotá. MATERIALES Y MÉTODOS: Mediante un estudio observacional descriptivo tipo serie de casos se revisaron las historias clínicas de los 13 pacientes que tuvieron como diagnóstico histopatológico un divertículo de Meckel desde 1991 hasta 2003 en la Fundación Santa Fe de Bogotá. RESULTADOS: Se encontró que el 69,2% de los pacientes eran hombres. Ocho pacientes fueron sintomáticos (61,5%). La edad promedio fue de 40,4 años. El síntoma predominante, en el grupo de pacientes sintomáticos debido a complicación del divertículo de Meckel, fue el dolor abdominal (50%) seguido por la hemorragia digestiva baja (33%). Ocho pacientes fueron sintomáticos; 6 de ellos con complicaciones asociadas al divertículo, siendo la más frecuente la obstrucción intestinal en un 50% de los casos. El tratamiento en un 53% de los casos fue la resección intestinal más anastomosis. Se encontró en cuatro de los 13 pacientes (30,7%) mucosa gástrica ectópica en el estudio histopatológico. CONCLUSIONES: El divertículo de Meckel es una patología, que aunque poco frecuente, debe considerarse en el diagnóstico diferencial en pacientes con dolor abdominal agudo y sangrado digestivo bajo. En la Fundación Santa Fe de Bogotá la presentación clínica del divertículo de Meckel es similar a la presentación clásica descrita en la literatura.

Autor: Vásquez Tsuji,Oscar

In a retrospective study the authors analyzed the clinical records of 199 children ages one month to 16 years hospitalized, with the diagnosis of intestinal ascariasis, in the Instituto Nacional de Pediatria of Mexico from 1984 to 1999. The purpose of the study was to evaluate the use of anthelmintics drugs as a risk factor of intestinal obstruction by A. lumbricoides. Two groups were made for the study: Group A (n=66) of children who presented intestinal obstruction, Group B (n=133) children with no complications. A comparative analysis of clinical data of both groups was made by means of chi square with Yates correction and a stratified analysis by means of chi square. Possible confusing elements were overcrowding, age and the use of antiparasitic drugs. The calculus of risk factors for intestinal obstruction by A. lumbricoides was done by means of contingency tables of 2 x 2 and odds ratio with an IC of 95%. The significant risk factors were included in a model of logistics regression with an impact variable consting in the presence or absence of intestinal obstruction in order to establish a multivariate model of predictive risk a level of significance of p < 0.05. Twenty seven patients (40.90%) in group A (n=66) were given anthelmintics medications prior to the intestinal obstruction: mebendazol, 14 (51-85%); two, albedazol (7.40%); eigth, a non-specifed anthelmintic (29-62%). In addition, an anthelmintic medication without a specified time of ingestion: two with mebendazol and one with piperazine (11.3%). In the case of mebendazol, the drug most frequently associated with intestinal obstruction, seven patients received it on the same day of the obstruction; five patients received it between one and seven days prior to the obstruction; two received it seven days prior to the complication. In the control group, only 7% had taken the anthelmintic one to seven days before the diagnosis of uncomplicated intestinal ascariasis diagnosis was made. With the step by step (Backward) logistic regression conditioned by the treatment variable with an anthelmintic, an X² = 38.15 gl, p < 0.000 was obtained for which reason it was considered by A. lumbricoides. Of the probable risk factors analyzed in this study, the only one capable of influencing and predicting the presentation of intestinal obstruction by A. lumbricoides in children, was the prior anthelmintic treatment particulary with mebendazol.

Autor: Aguilar-Arauz,María

Se reporta el caso de una niña de tres años con pérdida de peso, anemia ferropénica y síntomas digestivos de varios meses de evolución, quien presentó un episodio de dolor y distensión abdominal intenso, que requirió manejo quirúrgico. Se evidenció la presencia de un tricobezoar asociado con un síndrome de Rapunzel. El síndrome de Rapunzel consiste en la formación de una cola de pelo extendida desde estómago hacia intestino, lo que produce un efecto de acordeón en las asas intestinales, que lleva a necrosis isquémica. Los bezoares, son cuerpos extraños en el tracto gastrointestinal, que pueden ocurrir como resultado de la ingesta de objetos o comidas que no atraviesan el píloro, aumentan de tamaño al sumarse fibras y comida no absorbible. El término se origina a partir de badzher del árabe, padzhar del persa y beluzaar del hebreo, que significan antídoto , ya que en culturas antiguas las piedras o sustancias duras que se encontraban en los estómagos o intestinos de los animales se consideraban sagradas, y se decía tenían poderes curativos. Los bezoares se han observado en mujeres con problemas de personalidad o en individuos portadores de desequilibrios psiquiátricos. Usualmente se desarrollan como complicaciones de cirugía gástrica que alteran la función pilórica, o en circunstancias en que disminuyan la motilidad gástrica o disminuyen la acidez del estómago. Se dividen en varias categorías según el material constituyente: fitobezoares, tricobezoares, lactobezoares, bezoares de levaduras, bezoares como secuelas de cirugía gástrica, concreciones de materiales inorgánicos (asfalto, arena, goma), entre otros.

Autor: Vásquez Tsuji,Oscar

In a retrospective study the authors analyzed the clinical records of 199 children ages one month to 16 years hospitalized, with the diagnosis of intestinal ascariasis, in the Instituto Nacional de Pediatria of Mexico from 1984 to 1999. The purpose of the study was to evaluate the use of anthelmintics drugs as a risk factor of intestinal obstruction by A. lumbricoides. Two groups were made for the study: Group A (n=66) of children who presented intestinal obstruction, Group B (n=133) children with no complications. A comparative analysis of clinical data of both groups was made by means of chi square with Yates correction and a stratified analysis by means of chi square. Possible confusing elements were overcrowding, age and the use of antiparasitic drugs. The calculus of risk factors for intestinal obstruction by A. lumbricoides was done by means of contingency tables of 2 x 2 and odds ratio with an IC of 95%. The significant risk factors were included in a model of logistics regression with an impact variable consting in the presence or absence of intestinal obstruction in order to establish a multivariate model of predictive risk a level of significance of p < 0.05. Twenty seven patients (40.90%) in group A (n=66) were given anthelmintics medications prior to the intestinal obstruction: mebendazol, 14 (51-85%); two, albedazol (7.40%); eigth, a non-specifed anthelmintic (29-62%). In addition, an anthelmintic medication without a specified time of ingestion: two with mebendazol and one with piperazine (11.3%). In the case of mebendazol, the drug most frequently associated with intestinal obstruction, seven patients received it on the same day of the obstruction; five patients received it between one and seven days prior to the obstruction; two received it seven days prior to the complication. In the control group, only 7% had taken the anthelmintic one to seven days before the diagnosis of uncomplicated intestinal ascariasis diagnosis was made. With the step by step (Backward) logistic regression conditioned by the treatment variable with an anthelmintic, an X² = 38.15 gl, p < 0.000 was obtained for which reason it was considered by A. lumbricoides. Of the probable risk factors analyzed in this study, the only one capable of influencing and predicting the presentation of intestinal obstruction by A. lumbricoides in children, was the prior anthelmintic treatment particulary with mebendazol.

Autor: Barquero Melchor,Hermann

La obstrucción del intestino delgado es uno de los padecimientos abdominales más frecuentemente atendidos en el servicio de urgencias. Es un síndrome con múltiple s causas, una particularmente interesante es la endometriosis intestinal, la cual ocurre hasta en el 37% de 1 as pacientes con endometriosis. La vasta mayoría de pacientes no experimenta síntomas relacionados con el tracto gastrointestinal. Presentamos aquí el caso de una mujer de 34 años con obstrucción intestinal secundaria a endometriosis. Requirió resección quirúrgica con anastomosis primaria. La evaluación patológica demostró endometriosis extensa del intestino delgado, que producía obstrucción completa. Tuvo una lento postoperatorio y requirió una laparotomía e ileostomía, debido a dehiscencia de la anastomosis. Este informe ilumina las raras, aunque significativas complicaciones de la endometriosis intestinal, incluyendo la obstrucción intestinal. La endometriosis intestinal debe considerarse en el diagnóstico diferencial de aquellas pacientes con obstrucción intestinal en edad reproductiva.

Autor: Frisancho V.,Oscar

El vólvulo de sigmoides es una emergencia frecuente en los hospitales del área andina, donde representa mas del 50% de todas las obstrucciones intestinales. El Dolicomegacolon Andino (DCMA) y la mesocolonitis retráctil son los principales factores predisponentes del vólvulo; la mesocolonitis aproxima el segmento proximal y distal del asa sigmoidea, favoreciendo su torsión. La ingesta copiosa de alimentos fermentables constituye el factor precipitante del vólvulo; la mayoría de los pacientes son atendidos durante las épocas de cosecha y siembra, períodos en los que aumenta su consumo. Los andinos que viven sobre los 3,000 metros de altura tienen el colon de mayor longitud y diámetro que los habitantes del llano, ésta característica adquirida la llamamos el Dolicomegacolon Andino (DCMA). El alto contenido de fibra dietaria inhibiría el fenómeno histológico denominado elastogénesis, induciendo -a los largo de los años- el megacolon. Otro factor importante sería la menor presión atmosférica en la altura, y de acuerdo a la ley física de Boyle y Mariotte la expansión de los gases intraluminales podría influir en el incremento de las dimensiones intestinales. El DCMA tiene diversas particularidades anatómicas, clínicas, radiológicas, histológicas y serológicas que lo diferencian del megacolon chagásico. Para el tratamiento del vólvulo de sigmoides se pueden intentar procedimientos de emergencia no cruentos como la desvolvulación endoscópica: la reposición de la rotación colónica es útil para disminuir la compresión abdominal y restaurar la circulación sanguínea enteral. El tratamiento quirúrgico de urgencia debe guiarse por la condición general del paciente y el estado del asa colónica en el acto quirúrgico. La mortalidad mantiene índices aún altos, está relacionada a la edad avanzada de los pacientes, al tiempo de evolución de la enfermedad y el estadío de isquemia intestinal. Otros aspectos terapéuticos novedosos como la sigmoidopexia percutánea, sigmoidectomía laparoscópica y la mesosigmoplastía son revisados, ellos tienen indicaciones precisas, además se necesitan series mas amplias para valorarlos mejor.